Alejandro Fantino habló de la derrota de River ante Flamengo por la final de la Copa Libertadores disputada en Lima, Perú. El conductor televisivo, y ex relator de la campaña de Boca, dio un duro editorial en su programa radial y, fiel a su estilo, arremetió contra Marcelo Gallardo y Rodolfo D’Onofrio.

“Más que Napoleón, fue Rambito y Rambón”, dijo sobre el entrenador, mientras que también se burló del presidente Millonario: “El pullover rojo lo tiene que hacer bollito y usarlo de almohada en el avión. Te fuiste en business y volvés en turista”.

“Vamos primero a sacarnos de encima lo emocional y luego, lo más difícil que tiene que ver con el análisis futbolístico y técnico sobre Gallardo. Si lo perdió él, es la pregunta”, adelantó el periodista, quien igual dijo que como tiene códigos no va a hablar del partido, pese a que aún hoy los hinchas de River lo gastan “por la final que perdió Boca con Corinthians, Once Caldas o la de Madrid».

“Como alguna vez que hablé de Guillermo, que era mi técnico, acá el partido lo perdió Gallardo. Lo empieza a perder cuando no lee el partido y pone delantero por delantero”, comenzó su crítica hacia el Muñeco. Fantino hace referencia al segundo cambio: Lucas Pratto ingresó en lugar de Rafael Santos Borré a falta de 15 minutos para el final. “El partido debía terminar ahí y poner más gente en el medio, para cerrarlo. No sé si era Ponzio el que estaba para entrar, pero era meta patadas en la mitad de la cancha”.

“Esto es contrafáctico y lo que está ya está, pero se equivoca feo en los cambios Gallardo. No por haberlo puesto a Pratto, porque si fuera de River me lavaría la boca antes de hablar de Pratto, quien nos hizo goles a nosotros los de Boca. En esta más que Napoleón, fue Rambito y Rambón”, amplió en su programa Fantino 910 que se emite por Radio La Red. Vale recordar que Gallardo ya había realizado la primera modificación seis minutos antes, con el ingreso del delantero Julián Álvarez en reemplazo de Ignacio Fernández. Por este cambio, el DT de River también fue muy cuestionado.

“Se equivoca en no leer el partido. Repito, no en el cambio de Pratto sino en no poner a un tipo de marca para cerrar el partido. Después se equivoca y fiero, cuando empieza a levantar y levantar, y levantar y levantar, y pedir levantar a la gente. Me parece que ahí deja expuesta a la gente de River”, remarcó Fantino, al tiempo que recordó que él siempre ha respaldado a Gallardo como el mejor entrenador de Argentina, pero que “eso no impide a que remarque que se equivocó”.

Y se preguntó: “¿Quién perdió el partido? Si esto hubiese sido al revés y Guillermo metía esos cambios y Boca perdía la final de la Copa Libertadores contra Flamengo, ¿qué le hubiéramos dicho?”. Los integrantes de la mesa reconocieron que hubieran sido muy críticos con el Mellizo.

“Qué pensaban los hinchas de otros clubes. Había una cierta sensación, un dejo de que ya se las sabían todas Gallardo y compañía. Pero no fueron campeones del mundo eh, Boca sí encadenó una serie de triunfos, ganó Libertadores y el título del mundo. Le ganamos al Real Madrid y al Milán», recordó. Y volvió a consultar: “Con esta derrota de Gallardo, ¿sigue siendo Napoléon? Es Artigas (José Gervasio, militar y estadista rioplatense) quien logró conquistas pero en Sudamérica».

Fantino dejó las bromas de lado y pidió no comparar a Gallardo con Bianchi. ¿Es querido el Muñeco en el mundo del fútbol? ¿Bianchi era más querido que Gallardo? El mejor técnico de la historia argentina ganaba una Libertadores y después ganaba el Mundial. Eso es hacer un trabajo y completar el trabajo. (Gallardo) no sabe lo que es ganar un Mundial de Clubes y esto pone a Bianchi en otro lugar. No me lo comparen más eh, no me lo compren más por favor!. No se puede comparar al Muñeco con el Virrey, en serio muchachos, no es serio».

El presidente de River también ocupó un gran lugar en el editorial de Alejandro Fantino. “Rodolfo (D’Onofrio) está en problemas porque arregló un contrato de siete millones de de dólares con el Muñeco (Gallardo). Unos 420 millones de pesos en el año que se esfumaron con el morochito a dieta de Gabigol. 30 palos en 3 minutos, perdió 10 millones de dólares por minuto el Muñeco con los cambios. Se fue lo que había para él porque había que sacárselos de los 30 millones que seguro iba a ganar River por todas las copas y por participar en el Mundial de Clubes. 1.800 millones de pesos”, reiteró.

Y arremetió: “El Muñeco se fue como Napoleón y, como dice mi amigo Damián Iribarren, vuelve como José Artigas. La túnica que ya tiene un par de agujeros y el pullover rojo (cábala de D’Onofrio) lo tenés que hacer un bollito y usarlo como almohadita para dormir un poquito más en el avión. Te fuiste en business pero volvés en turista. Porque si eras campeón viajas en primera, pero ya volvés en turista».

Las chicanas de Fantino continuaron y sobre el final puso la lupa sobre los problemas financieros en los que estaría involucrado River. “Entonces, sin esos siete palos y con el club con algunas deudas, ¿qué hace Rodo ahora? El mundo Boca se frota las manos y dice ‘ahora lo quiero ver a Rodo’. ¿Agarra el Duna con gas y se va a remisear al Conurbano para ganar unos mangos? ¿Cómo hace? Ayer (por el sábado) fue un castillo de naipes muy complicado de rearmar eh y no miren solamente lo futbolístico. Dicen que con vender un par de jugadores alcanza, pero vendés a Exequiel Palacios y se va el cerebro, o a Martínez Quarta que no vale 30 millones de dólares. Hace cinco años venía ganando y esa plata ganada le permitía pagar el contrato, ojo con eso también River eh”, advirtió.

Y cerró con la posibilidad de que Central Córdoba de Santiago del Estero le arrebate la final de la Copa Argentina, que se disputará el próximo viernes 13 de diciembre en Mendoza. “Ahora se te llenan los bolsillos de preguntas. ¿Qué pasa si Jonathan Herrera (delantero del Ferroviario) los vacuna el viernes? No está clasificado a la Copa Libertadores, están jugando Repechaje hoy. Pierde la Copa Argentina, no tenés asegurada la Copa Libertadores el año que viene, en Repechaje te toca jugar con Internacional y podés quedar afuera. No es una serie de grupo, no estás adentro viste. Es más, te mete un tiro libre Herrera y… pasás de Napoleón a Artigas y después al Pollo Sobrero».

Fuente: www.infobae.com