A raíz de los casos de estafas a mujeres mayores en el departamento de General Alvear, desde el Ministerio de Seguridad ponen en alerta a la población para que nadie caiga en las garras de estos malvivientes que usan como técnica el clásico y siempre vigente “cuento del tío”.

Desde el Ejecutivo provincial advierten que es un delito evitable si se presta atención al accionar de los delincuentes, sobre todo si la misma familia ayuda y concientiza a las personas de la tercera edad.

Es que son los adultos mayores los que siempre caen en la trampa, tal como ocurrió en las últimas horas en el vecino departamento, donde dos señoras, luego de recibir llamados a los teléfonos fijos de sus respectivas casas fueron inducidas a que entregaran el dinero que tenían guardado. Los engañadores se hicieron pasar por empleados de entidades bancarias y de familiares para luego ir a sus domicilios y sacarles plata y joyas.

El modus operandi se repite en los casos registrados en los últimos meses. Llaman por teléfono a la casa de personas mayores y con elegantes palabras las convencen para que entreguen la plata. El argumento siempre es el mismo: que ese viene una devaluación, un corralito o que determinados billetes dejarán de circular.

Por este motivo desde la cartera de Seguridad le informan a la ciudadanía que no mantenga conversación con personas extrañas, que no pasen datos sobre bienes personales a sujetos ajenos, que estén atentos ante llamados telefónicos dudosos y que cuando llegue gente extraña a la puerta de casa no dejarlos pasar.

Informaron que en los delitos bajo la modalidad del “cuento del tío” lo que más se denuncia está relacionado con sujetos que se hacen pasar por empleados de bancos o de empresas de servicios.