El combinado de Julio Velasco cayó 3 a 1 en la primera fecha del Grupo A. Los parciales fueron 25-19, 25-19, 22-25 y 25-19 para los europeos. El viernes buscarán su revancha ante República Dominicana.

Argentina debutó en el Mundial de vóley en un duro duelo frente a Bélgica. La ilusión del elenco de Julio Velasco no comenzó de la mejor manera, dado que en los dos primeros parciales frente al combinado europeo el representativo nacional se mostró muy errático y cedió los sets por 25 a 19.

La mejor versión se vio en el tercero, cuando los albicelestes lograron imponer su jerarquía a través del talento de Facundo Conte y Luciano De Cecco. La potencia de José Luis González fue otro de los argumentos que alimentaron las esperanzas de la remontada al sellar el 25-22.

Sin embargo, en el cuarto los belgas volvieron a exponer su agresividad para dejar contra las cuerdas a los criollos. A pesar del sacrificio de Agustín Loser, y Maximiliano Cavanna, quienes se afianzaron con carácter, los europeos completaron el choque con un 25-19 a su favor, que completó el 3 a 1.

(@Voley_FeVA)
(@Voley_FeVA)

Como a la siguiente instancia avanzarán los 4 mejores de la zona, los de Velasco mantienen intactas sus posibilidades de seguir en competencia, aunque para ello deberán vencer el próximo viernes a las 15:30 (hora de Argentina) a República Dominicana, un rival que en primer turno cayó por 3 a 1 frente a Eslovenia.

Como Italia, candidato por su potencial y su localía, también se encuentra en el Grupo A (en su presentación aplastó a Japón 3 a 0) los argentinos deberán ganar frente a los centroamericanos, dado que los Diablos Rojos y los dueños de casa se ubican como máximos aspirantes al podio.   

Fuente: Infobae