La afirmación la efectuó recientemente en Malargüe, Aníbal López Senior Country Oficce en la Argentina del Banco Mundial.

El Banco Mundial fue el organismo que financió el Programa de Remediación Ambiental de la Minería de Uranio (PRAMU), en el ex complejo fabril Malargüe de la Comisión Nacional de Energía Atómica. Fueron 30 millones de dólares para el saneamiento. Al finalizar la obra, desde el Banco Mundial y sobre la devolución del crédito internacional, dijeron que “Argentina ha honrado siempre su deuda con el Banco Mundial, aún en las épocas más complicadas, como fueron los años dos mil uno y dos mil dos”.

Aníbal López, autoridad del Banco Mundial en la Argentina, entidad que financió la primera obra de remediación ambiental de la minería del uranio en el país, PRAMU Malargüe, comentó porque el banco apuntala este tipo proyectos.

“Por el carácter innovativo de esta obra, a nosotros nos interesa mucho buscar nuevos desafíos”, ejemplificó el funcionario del Banco Mundial, agregando que “otros aspecto es la temática, porque tanto los temas ambientales, como sociales y de protección de la salud nos interesan”, enumerando además que también fue fundamental “trabajar con un organismo descentralizado como la CNEA, que tiene equipos técnicos muy específicos”.

Al momento de explicar la devolución del dinero invertido por el Estado Nacional y los compromisos que este adquiere con organismos crediticios internacional, Aníbal López subrayó que “Argentina ha honrado siempre su deuda con el Banco Mundial, aún en las épocas más complicadas, como fueron los años dos mil uno y dos mil dos”.

FUENTE: http://www.sitioandino.com.ar/n/244310-argentina-ha-honrado-siempre-su-deuda-con-el-banco-mundial/#galleryzoomv02847v12

www.ciudadanosur.com.ar