El presidente del club fue contundente sobre la posibilidad de un regreso del brasileño.

El que va sin que lo echen, acá no vuelve. El presidente del Barcelona bien podría reformular la vieja frase para escribir una propia, en medio de una historia que parecía cerrada y en los últimos días se volvió a abrir, al menos desde los medios de comunicación. Para Josep Maria Bartomeu, la posibilidad del regreso de un jugador que se fue del Barça sin que lo echaran, es imposible.

«Neymar no volverá al Barcelona. Ni volverá ni está previsto que vuelva», disparó el dirigente este lunes, cuando fue consultado sobre el tema en una entrevista con Radio Catalunya. Agregó que “no ha habido ninguna llamada, ninguna reunión, ningún contacto” en pos de conseguir el regreso del jugador, que sigue en el PSG aunque diferentes versiones hablan de un interés del Real Madrid para incorporarlo.

Más allá de que futbolísticamente el brasileño dejó un buen recuerdo en el equipo catalán, su salida abrupta hace poco más de un año, cuando unilateralmente decidió partir a Francia en plena pretemporada luego del pago de la cláusula de rescisión, es una herida abierta en un club poco acostumbrado a los desplantes.

“No nos gusta que los jugadores paguen su cláusula y se vayan”, sintetizó Bartomeu, como para dejar en claro que los objetivos del club pasan por ahora bien lejos de esa estrella que eligió otro destino.

Para Bartomeu está fresca no solo la partida de Neymar, sino la suerte de rebelión que vivió desde el vestuario en aquellos días tormentosos. Mientras el club públicamente se mostraba en guerra con el brasileño y su entorno, referentes del plantel como Messi, Luis Suárez y Gerard Piqué posaban junto a él y subían las fotos a las redes sociales. Días de tormenta, al cabo, que los dirigentes del Barcelona prefieren dejar bien enterrados en el pasado.

En octubre de 2017, Neymar aprovechó un día libre y pasó a saludar a sus viejos amigos (Instagram).

En octubre de 2017, Neymar aprovechó un día libre y pasó a saludar a sus viejos amigos (Instagram).

Más allá de la lesión de Lionel Messi, que el sábado dejó la cancha con una fractura en el radio y tendrá un tiempo de lógica inactividad, Bartomeu descartó la posibilidad de realizar incorporaciones en enero, cuando se reabrirá el mercado de pases.

“Hicimos una plantilla más corta porque contábamos con los jugadores del filial para cubrir posibles bajas en el primer equipo. Así que no está previsto fichar a nadie en el mes de enero”, informó.

Fuente: Clarín