El director técnico de Pumas de la UNAM, Bruno Marioni, pidió a los medios de comunicación que se le prestara más atención al triunfo de 3-0 del cuadro universitario sobre los Dorados de Sinaloa que a la presencia de su compatriota Diego Armando Maradona en Ciudad Universitaria.

«El Barullo» dijo que ya habrá otros momentos para referirse a «El Pelusa», pero que en este momento se debe valorar más el pase a semifinales del cuadro auriazul por primera ocasión en los últimos 30 años.

«Nos estamos yendo demasiado con Diego y le estamos restando importancia al pase de la Copa, aunque estoy contento sobre todo porque el equipo tuvo un rendimiento bueno, parejo, durante todo el juego. Nos tiene que dejar satisfechos a todos, se hizo un gran trabajo», declaró.

Pese a lo anterior, el argentino calificó la victoria y el choque contra su compatriota como uno de los partidos más especiales en su carrera, pues recordó todo el aprecio y agradecimiento que le tiene por toda la ayuda que la brindó cuando fue futbolista y cuando se convirtió en jugador de Boca Juniors.

«Le tengo un cariño muy grande, le agradecí por lo que hizo por mi en muchas oportunidades, recomendándome o hablando muy bien de mí como futbolista. Cuando estaba en Mérida me emocioné porque lo iba a enfrentar pero no se dio, ahora pude enfrentarlo acá y la verdad si ha sido un momento muy especial en mi carrera«, dijo.

Con respecto al tema de los jugadores naturalizados, Bruno se pronunció a favor de que algún futbolista no nacido en México adquiera la nacionalidad para poder vestir la playera de la selección azteca, pues recordó que lo que se debe valorar es si un extranjero siente al país como su casa.

«No veo por qué no pueda ser llamado un naturalizado si es para ayudar», expuso.

Fuente: www.infobae.com