Con una política de desarrollo Minera clara que sustenta la actividad, la recientemente aprobada Ley de Ordenamiento Territorial y con la voluntad política del municipio, avanza a paso firme la creación de un programa estructurante para el desarrollo de la minería en el departamento de Malargüe.

Desde principio de año, la Subsecretaría de Energía y Minería junto a Malargüe han trabajado en la elaboración de un programa que en el marco de la Ley de Ordenamiento Territorial promueva al departamento como un nuevo polo de desarrollo basado en la actividad minera, con infraestructura local, de transporte y comunicaciones que lo integren al corredor productivo provincial y nacional, y que incluya servicios de bajo, medio y alto valor agregado buscando sinergias con el sector petrolero y turístico de la provincia.

Algunas de las acciones y trabajos que se ha planteado incluir en el Programa Estructurante son la evaluación ambiental estratégica de los proyectos, la elaboración de políticas de reposición hídrica y de generación de energías renovables, la planificación de cierres de minas, el uso de las regalías para proyectos productivos y de infraestructura, la elaboración de planes estratégicos de desarrollo social y de capacitación de mano de obra, el fortalecimiento de las cadenas de valor, la búsqueda de inversores y el apoyo a emprendimientos actuales mediante líneas de crédito para la compra de equipos que aumenten productividad y valor del producto, entre otros.

Asimismo, se priorizó el impulso de la gestión integrada del recurso hídrico como elemento estratégico para el ordenamiento territorial, propendiendo a la preservación del recurso, la eficiencia de su uso y la garantía de su acceso para el consumo humano y las actividades productivas.