Los sujetos que hace dos semanas  ultrajaron un  jardín de infantes de calle Perú al 300, fueron condenados mediante la modalidad de juicio abreviado.

Se trata de los hermanos Mauricio y Santiago Olivares, de 25 y 19 años de edad respectivamente.

Ambos delincuentes debían enfrentar esta semana la audiencia de prisión preventiva, sin embargo,  era mucha la prueba  que los colocaba en una posición más que difícil, entre ellas un video que los mostraba violentando el lugar. 

Finalmente, sin escape, reconocieron la autoría del robo al jardín Caprichitos y en tal sentido recibieron 3 años de prisión. A pesar de que la pena fue la misma, el futuro inmediato no será igual para los dos.

Mauricio deberá cumplir la condena de manera “efectiva”  en la penitenciaría local, dado que fue considerado reincidente. En tanto que la sentencia para Santiago fue en “suspenso” y, a pesar de contar con antecedentes, permanecerá en libertad. Su conducta deberá ser perfecta, ya que de lo contrario su domicilio será Mitre y La Pampa.

Fuentes allegadas a la investigación señalaron en su momento que los Olivares son delincuentes de poca monta, no obstante, eso no significa que no tengan poder de daño sobre la sociedad.

Fuente: www.diariomendozasur.com

http://dialradio.tv