El presidente de Boca se lamentó porque “muchos socios se van a quedar afuera”. Y se quejó contra la Conmebol por imponer los sábados como fecha de disputa.

Con un traje azul oscuro y una camisa celeste, Daniel Angelici llegó temprano al set de América. Después, charló en vivo junto a Rodolfo D’Onofrio. Y explicó los motivos de su resistencia a disputar el Superclásico con visitantes. “No alcanzan ni dos o tres Bomboneras, ni dos o tres Monumental para este partido”, disparó. El presidente de Boca agregó: “Muchos socios se van a quedar afuera. Que nos confirmen el día y el horario, que venga la gente y que sea una fiesta en la Bombonera con todos socios de Boca. Y cuando les toque a ellos, será una fiesta con todos los socios de River. Pero no podemos jugar con visitantes”.

Después, cargó contra Conmebol por haber modificado el día original (miércoles 7) para el duelo más esperado. “Prefiero que haya un argumento… Está programada la Superliga, nosotros programamos los partidos de acuerdo a la fecha. La Copa se juega miércoles o jueves, puede ser un martes. Pero, inconsultamente (sic) nos ponen un sábado. No puede ser”, se quejó.

Destacó que hay que aprovechar esta oportunidad porque “cambió el formato de la Conmebol. Será última vez que se jueguen dos finales y llegaron dos equipos argentinos, tenemos que estar orgullosos”. Y habló de su amigo Macri. “Quiso demostrar que cuando el Estado quiere, garantiza el público visitante. Ahora, en el día a día de los clubes, a mí me complica más que lo que me beneficia”, reconoció el dirigente.

Angelici llegó a la política de la mano de Macri. “Lo quiero y lo respeto, fue el mejor presidente de nuestra historia y vivimos 12 años maravillosos. Sé lo apasionado que es y agradezco que haya intentado hacer un esfuerzo para que vayan hinchas visitantes a los partidos, pero no es conveniente”, sentenció enfáticamente.

Fuente: Clarín