El titular del Área de Recursos Humanos del municipio, Raúl Giagnnone, se presentó en la Comisaría 32° a radicar una denuncia por hurto en contra de dos empleados.

De acuerdo a lo que consta en la exposición policial, el funcionario dijo que dos obreros del sector recolección “le robaron la tapa de un cesto de basura a un vecino”.

“Si bien este hurto puede considerarse un delito menor, el municipio tiene la obligación de adoptar medidas judiciales y administrativas”, remarcó Giannone.

También se informó que ambos agentes, además del camino judicial, también deberán afrontar un proceso administrativo interno y ya adelantaron que serán sancionados duramente.

Por su parte, el jefe de Asuntos Legales de la comuna, Dr. Alfredo Juri Sticca, dijo que “es nuestro deber denunciarlos, igual que lo hemos hecho con otros episodios en los que se vieron involucrados empleados».

El abogado advirtió que “voy a ser inflexible con este tipo de actos y ya nos dijo el intendente que no hay que encubrir a nadie”.

Por otra parte, e independientemente de este tema, se tensa la relación entre el gremio que representa a los municipales y el Ejecutivo, teniendo en cuenta que por ahora no hay respuesta del bono de fin de año, ni de la recategorización de los trabajadores.