Donald Trump cerró este lunes la campaña de las elecciones de medio mandato con un mitin en Missouri, en el que se rodeó de presentadores de Fox News, su cadena favorita, y reavivó los temores de un supuesto fraude electoral para incentivar el voto de sus simpatizantes.

El presidente, en el marco de su retórica antimigratoria, señaló en la víspera de los comicios que los indocumentados podrían intentar “votar ilegalmente”, sin aportar pruebas al respecto. Las agencias de seguridad de EEUU “han recibido órdenes de fijarse bien en cualquier voto ilegal que podría tener lugar en las elecciones del martes”, destacó.

Consultado sobre si tenía pruebas de algún plan para promover el voto ilegal en las legislativas, Trump respondió que “lo único que hay que hacer es mirar lo que ha ocurrido a lo largo de los años”.

Aunque ganó las elecciones, a Trump pareció molestarle que su rival, la demócrata Hillary Clinton, se impusiera en términos del sufragio popular; y denunció que en los comicios habían votado de 3 a 5 millones de indocumentados, sin proporcionar evidencias. La Comisión de Fraude Electoral que creó para investigar sus propias denuncias, cerró meses después sin conclusiones al respecto.

Trump pasó el último día de campaña visitando los estados de Ohio, Indiana y Missouri, al final de una gira electoral de seis días centrada principalmente en las carreras más reñidas para el Senado, para mantener la mayoría oficialista ante la cercana de posibilidad de perder el control en la Cámara de Representantes.

En las últimas semanas, Trump se ha volcado en la campaña con dos y hasta tres actos por día, dado que muchos interpretarán los resultados electorales como un examen a su gestión.

Todo es frágil. Todo lo que mencioné, los demócratas pueden deshacerlo y cambiarlo si entran“, dijo Trump a sus partidarios en una conferencia telefónica el lunes que buscaba aumentar la participación en los comicios.

En sus últimas presentaciones, el líder republicano también alertó que si la oposición retoma el poder, convertirían al país en Venezuela, con un camino socialista.

En Missouri, el presidente compartió el escenario con Sean Hannity, presentador estrella de Fox News y uno de los más férreos defensores de su gestión. El comunicador elogió la gestión de los dos primeros años de Trump como “promesas hechas, promesas cumplidas”, uno de los eslóganes, de hecho, del presidente.

Todos esos de ahí detrás son noticias falsas“, afirmó Hannity al subir al estrado, señalando a los medios de comunicación que cubrían el mitin. Después, también apareció Jeanine Pirro, otra presentadora de la cadena conservadora, habitualmente citada por el mandatario en su cuenta de Twitter.

Más allá del protagonismo de Fox News, el mitin final de campaña estuvo marcado por una interrupción de cerca de diez minutos causada por un aparente desmayo de una mujer de avanzada edad.

Fuente: www.infobae.com