El fiscal federal de Caleta Olivia, Lucas Colla, que impulsa la investigación por el hundimiento del ARA San Juan, pedirá en las próximas horas que una junta interdisciplinaria analice qué pasó desde que el submarino tuvo la última comunicación, antes de  quedar enterrado en el lecho del océano Atlántico, a 907 metros de profundidad.

«Prudencia y sensibilidad», repite el fiscal ante Infobae, en relación al manejo de la información de la causa para investigar las razones que llevaron a la muerte de los 44 tripulantes del submarino. Es por eso que rechazó cualquier tipo de especulación sobre lo que pudo haber pasado, en sintonía con las declaraciones de la  jueza federal Marta Yañez.

Tanto el fiscal como la magistrada han sido cautos sobre el derrotero del submarino. Hasta el momento, la causa ya cuenta con más de 70 testimonios y documentación que se recolectó durante un año, pero ahora la expectativa está puesta en las más de 60 mil de imágenes que obtuvo la empresa Ocean Infinity para registrar las condiciones en que se encontraba el ARA San Juan.

Los investigadores judiciales solo vieron unas pocas imágenes transmitidas vía teléfonos, capturas de una filmación, pero confían en que esos registros permitirán hacer una reconstrucción visual de lo que pasó. Según se estima, el buque Seabed Constructor, que encontró al ARA San Juan, llegará entre el jueves y el viernes a Ciudad del Cabo, la capital de Sudáfrica. Una vez ahí, los familiares de los submarinistas y los veedores de la Armada que iban a bordo tomarán un vuelo hacia Buenos Aires y luego otro hacia Caleta Oliva para entregar el material clave.

«Ahora esperamos que llegue la información del sitio. Por la cantidad de material va a llevar tiempo analizarlo. Hay que convocar a un equipo interdisciplinario para esclarecer la mecánica propia del hecho. Saber qué pasó desde la última comunicación hasta el momento en que se hundió», planteó a Infobae el fiscal.

Según Colla, este equipo debería estar integrado por «distintos especialistas, como submarinistas, gente de la Armada especializada, físicos que expliquen la mecánica y los movimientos de un cuerpo en el agua y expertos de la Prefectura Naval que son los encargados de la seguridad naval».

Fuente: www.infobae.com