Una familia tipo que reside en nuestra provincia necesita tener ingresos por encima de los 27.500 pesos para no ser considerada pobre.

La Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas de Mendoza informó ayer que una familia compuesta por cuatro integrantes, dos adultos jóvenes y dos niños en edad escolar, necesitaron en mayo 27.463 pesos para cubrir la canasta básica total. Aquellos que no lograron reunir esa cifra el mes pasado están en la franja de la pobreza.

En tanto que las familias que no alcanzaron a juntar 10.324 pesos, valor de la canasta básica de alimentos, son consideradas indigentes.

De acuerdo a lo que señaló la DEIE, la canasta básica total tuvo un incremento del 3,6 por ciento respecto del mes anterior.

Un dato alarmante tiene que ver con la suba interanual, que sufrió un aumento del 67.5 por ciento. Vale recordar que, en mayo del año pasado, una familia mendocina tipo necesitaba 16.389 pesos para no ser pobre y apenas un año después necesitó 27.463 pesos.

Fuente: www.diariomendozasur.com

http://dialradio.tv