En Racing no hay certezas respecto a la continuidad de Eduardo Coudet después de diciembre. El propio entrenador juega al misterio y se permite coquetear con la posibilidad de emigrar. En Brasil insisten en que el Chacho tiene todo acordado con Inter de Porto Alegre, que contrató a un técnico por 2 meses. Bajo este panorama de incertidumbre, Racing, mediante intermediarios, empezó a sondear a algunos entrenadores, como Rodolfo Martín Arruabarrena​.

El ex director técnico de Boca era uno de los elegidos por Víctor Blanco para asumir en 2014. Incluso llegaron a reunirse. Pero el presidente se decidió por Diego Cocca​. En la actualidad, el Vasco dirige al Al Ahli de Emiratos Arabes Unidos, equipo que está puntero en su liga. ¿Podría Arruabarrena dejar el país paradisíaco y regresar a Argentina? Los cercanos cuentan que está muy cómodo y radicado, pero que el llamado de un equipo grande lo movilizaría.

Otro de los que gusta en Avellaneda es Diego Dabove, entrenador del puntero Argentinos y de gran paso por Godoy Cruz. Además, es un viejo conocido: trabajó como entrenador de arquero en 2014, junto a Cocca. También tiene a favor que conoce al manager Diego Milito​ y que encaja con el perfil de técnico que busca siempre el Príncipe.

Otros apuntados: Gabriel Heinze -que suena en todos lados- y Matías Jesús Almeyda, DT de San José Earthquakes de la MLS de Estados Unidos, que avisó que por el momento no tiene pensando retornar al país. Un escalón por detrás en la consideración de los dirigentes aparece Pablo Lavallén, que se iría de Colón en caso de no ganar la Sudamericana.

Por ahora, apenas existió el sondeo externo para con Rodolfo Arruabarrena. El resto son nombres, gustos personales de los dirigentes y sueños que parecen lejano. La idea y la obsesión es que Coudet sea quien comanda a Racing en la próxima Copa Libertadores. Pero, como asegura el saber popular, siempre es preferible prevenir que curar. 

 

Fuente: www.clarín.com