La fiscal de Violencia de Género, Dra. Paula Arana, decidió imputar al sujeto que el último fin de semana rompió con todas las normas impuestas de la prisión domiciliaria para dirigirse a la casa de su ex pareja y agredirla salvajemente.

La representante del Ministerio Público Fiscal imputó a José Merlo, de 57 años, por una batería de cargos que significan varios años encerrado en una ‘cárcel de verdad’.

El sujeto deberá afrontar los siguientes cargos: homicidio agravado por el vínculo y por mediar violencia de género en grado de tentativa, homicidio simple en grado de tentativa, violación de domicilio, daño simple y amenazas agravadas por el uso de arma.

El cúmulo de acusaciones sobre Merlo tienen sustento en la seguidilla de violentas acciones que pusieron en peligro la vida de su ex mujer, de la hija de la señora y también del novio de la chica, recordando que el individuo rompió la pulsera magnética que supervisaba la prisión domiciliaria y se dirigió al domicilio de Aristóbulo del Valle al 900, prendió fuego la puerta y con un cuchillo atacó a todo aquel que se le puso por delante.

Silvio Barroso