El hombre no tiene plata ni siquiera para comprar comida mientras duerme en el lugar.

Fremont Herms, un haitiano de 48 años, bien podría ser Tom Hanks en “La Terminal”. Hizo todo mal, perdió un vuelo y hace siete días que duerme en el Aeropuerto Internacional de Rosario “Fisherton Islas Malvinas”.

El hombre llegó en febrero a la Argentina como tantos otros turistas, pero superó el plazo de estadía por turismo -90 días corridos-. En el aeropuerto de Rosario, además, le aclararon el sábado que su vuelo despegaba ese día, pero desde Ezeiza. A 300 kilómetros de distancia.

El haitiano explicó que no tenía plata para cancelar la multa por la infracción migratoria -300 pesos-, para pagar la diferencia en el vuelo de Copa entre ambos aeropuertos y ni siquiera para comer. Otros pasajeros se apiadaron de su situación y le acercaron alimentos. Ante esto, Migraciones explicó que le perdonó la multa, pero el drama de Herms sigue.

En el consulado de Haití en la Argentina, hasta ahora, tampoco solucionaron el problema de su ciudadano, que habla francés, pero no castellano. Lo peor de todo es que no sabe cuándo ni cómo podrá regresar a su país.

El titular de la delegación local de Migraciones, Germán Pugnaloni, destalló que el hombre “no está en situación de expulsión del país, tiene todavía una vía administrativa que agotar y un derecho que ejercer”.

 

Fuente: tn.com.ar

www.ciudadanosur.com.ar