La Federación Económica de Mendoza no anduvo con vueltas para solicitarle al Gobierno provincial que, a raíz de los feroces incendios forestales del Sur, declare la emergencia económica.

Desde la FEM señalan que “esto implica exención o reducción de tasas municipales e impuestos provinciales, tarifas especiales, precio de combustible diferencial y todo lo que pueda ayudar económica y financieramente a los productores afectados por las llamas”.

Por otro lado también solicitan que se implementen líneas de crédito blandas para reponer los daños y/o pérdidas ocasionadas por las llamas.

También pidieron que el gobernador y todos los legisladores nacionales, sin distinción de color político, intercedan ante las autoridades nacionales para que se aplique igual medida. Es decir, exención o prórroga de impuestos nacionales, tarifas especiales, precio de combustible diferencial y líneas de crédito accesibles a través del Banco de la Nación Argentina.

Desde la entidad empresarial indicaron que gestionarán una reunión con los funcionarios locales para conocer qué medidas se podrían poner en marcha.