En horas de la tarde de ayer,  la esquina de Zapata y Tirasso fue escenario de un verdadero escándalo protagonizado por dos conductores. Uno manejaba un Peugeot 207 y el otro un camión. Ambos sujetos circulaban por la segunda arteria, pero en sentido  contrario.

De  acuerdo a información oficial, el hombre que iba en el rodado menor, increpó al otro conductor acusándolo de hacer una mala maniobra.

A partir de ese desencuentro se originó una picante discusión que terminó con el camionero, de 57 años,  agarrando un garrote que tenía en el interior de la cabina. Palo en mano se dirigió al Peugeot y lo dañó. El dueño del auto, de 48 años, quedó estupefacto.

Al lugar llegaron efectivos policiales, quienes procedieron a detener al violento y conducirlo a la Comisaría Octava. La Unidad Fiscal de esa dependencia le inició una causa por daño.