El senador provincial Adrián Reche estuvo en Dial RadioTV y aclaró algunos de los puntos de la ley de jurados populares, normativa que fue aprobada la semana pasada en la Legislatura provincial.

“Serán ciudadanos comunes, de entre 18 y 75 años de edad, con instrucción básica quienes van a integrar esos jurados. Son 12 personas en total y podrán ser maestras, médicos, empleados municipales, empleados de comercios, estudiantes, jubilados, entre otros. Cualquier vecino estará en condiciones de serlo, tal como lo vemos en las películas norteamericanas”, señaló el radical.

El legislador aclaró que no podrán integrarlo funcionarios, abogados, personal judicial y efectivos policiales. “El resto está en condiciones de ser parte, siempre y cuando no tengan vínculo con la víctima o el acusado”.

Reche subrayó que “es una carga pública, es decir una obligación para la persona elegida” y añadió que “es únicamente para los casos de homicidio agravado. Por ejemplo, cuando es con alevosía, o con violencia de género o bien cuando está agravado por el vínculo”.

Agregó después que serán elegidos por sorteo ante la presencia de todas las partes y dejó en claro que “el jurado popular dirá si el imputado es culpable o inocente, y luego el juez es quien pondrá la pena”.

El senador adelantó que algunos detalles se conocerán cuando se reglamente la ley y “es probable que el sistema comience a principios de 2019”.