Los docentes que trabajan en los colegios privados fueron a la Justicia y denunciaron al gobierno provincial por el Ítem Aula, argumentando que tal medida “vulnera los derechos adquiridos, camuflándolos de aumento a través del presentismo”, según señala el comunicado emitido por SADOP (Sindicato Argentino de Docentes Privados), el gremio que nuclea al sector.

En tal acción solicitaron una medida cautelar para que cese de inmediato la aplicación del mismo al que señalaron como un “nefasto instrumento”.

El documento presentado en la Justicia de nuestra provincia señala que tal medida es inconstitucional, ilegal y arbitraria, que afecta la relación de empleo privado de los docentes.

El Sindicato dejó asentado en tribunales que el Ítem Aula arrebató el derecho a huelga a los trabajadores.

El escrito de SADOP indica, como punto sobresaliente, que el salario se ve amenazado cada mes si el trabajador falta, perdiendo el derecho a cobrar ese plus, además de quedarse sin percibir el dinero por presentismo.

Como antecedente a dicha queja, es que el gremio el año pasado denunció tal disposición ante la Organización Mundial del Trabajo.

Silvio Barroso