Una muerte tan absurda e inexplicable como horrorosa: Nadia Ferraresi (25) fue apuñalada en su casa de Ensenada, mientras estaba con su hijo de 4 años, por un hombre que la atacó -al parecer- por una “obsesión” que tenía con la mujer.

El atacante fue detenido en la noche de este lunes, en Plaza Moreno, pleno centro de la capital bonaerense por una delegación de la DDI La Plata. La policía comenzó a trabajar después que una cámara de seguridad del barrio donde ocurrió la agresión captó imágenes del hombre cuando abandonaba la vivienda.

Según trascendió esta noche, el detenido tenía antecedentes penales y estaría bajo “delirios místicos” y ataques de esquizofrenia. Incluso, se cree que sería el responsable de un intento de robo que Ferraresi denunció en julio del año pasado. Pero en ese hecho, no se llevaron cosas de valor de la vivienda de la chica que trabajaba en una peluquería de barrio.

Ferraresi, después de terminar con severas lesiones en la zona abdominal por los puntazos que recibió poco antes de las 6, en su casa de Francisco Cestino, entre Bossinga y 25 de Mayo, pudo llegar hasta la vereda, donde una vecina intentó auxiliarla.

De inmediato, una ambulancia la trasladó al hospital Horacio Cestino de Ensenada. Fue internada e intervenida en varias oportunidades, pero tuvo lesiones severas en órganos vitales. Casi todo el día los familiares de la joven pidieron dadores de sangre y en la ciudad vecina a La Plata el caso provocó conmoción.

Poco después de las 20 se confirmó el fallecimiento de Ferraresi, quien horas antes había sido declarada con “muerte cerebral”.

Nadia trabajaba en un local de cosmética y peluquería cerca de su vivienda. Además de la filmación, hubo testigos que vieron al asesino cuando escapó por las calles del centro de Ensenada. La policía constató que no se trató de un robo. “Estaban todas las cosas en su lugar, incluso una billetera con dinero y un celular”, dijo a Clarín un investigador.

Ahora la Justicia deberá determinar si se trata de un caso de femicidio. Entre los antecedentes del hombre detenido, de 25 años, figuran dos episodios de hurto y una tentativa de robo calificado. Cuando lo encontraron caminaba por el centro de la plaza que está frente a la Catedral de La Plata, con una campera oscura. No se resistió al arresto.

«Queremos que se vaya a fondo en la investigación. No fue un robo común. Hay cosas que no cierran, como la manera en que esta persona entró. No lo hizo por la fuerza. No sabemos si golpeó y ella abrió pensando que era otra persona. Algunos dicen que por la ventana, pero es imposible. No encontramos explicaciones», dijo Linet Zaragoza, tía de Nadia.

En diálogo con Todo Noticias, la mujer explicó que el hombre detenido «es un vecino de la zona» pero negó que tuviera relación con la víctima: «Ella jamás nos dijo haber sido acosada. Jamás lo nombró. También escuchamos que esta persona tiene desordenes mentales».

Zaragoza explicó que Nadia «estaba en pareja». Y consultada sobre la hipótesis de que el crimen pueda haber sido instigado por la ex de su pareja, dijo: «Es una versión. Nadia ha recibido amenazas por parte de ella. Chicaneos en las redes sociales. No tenemos las pruebas, pero pasó».

 

Fuente: www.clarín.com