Afirmó en un foro de inversores que la economía se recupera y que completará las reformas económicas.

El presidente brasileño Michel Temer, cuyo gobierno se debatía al borde del abismo, logró en estos dos primeros días de la semana dar un paso al frente de la crisis que lo sacude. El escenario fue propicio: un foro de inversores, brasileños y extranjeros, interesados en testear la capacidad de resistencia del jefe de Estado frente a pesadas acusaciones de un “arrepentido”. El punto más alto de esa mega convocatoria, en un lujoso hotel de esta capital, fueron sin duda los discursos elogiosos de sus ministros socialdemócratas, de los legisladores de su coalición y del gobernador de San Pablo, Geraldo Alckmin. Todos ellos dieron el tono que Temer necesitaba, antes de pronunciar un discurso que dejó traslucir, párrafo a párrafo, la “inevitabilidad” de su permanencia hasta entregar el poder el 1º de enero de 2019.

Para su éxito del martes, el presidente brasileño tuvo que arbitrar un paso previo. Fue la cita que mantuvo, durante casi dos horas, con el ex presidente Fernando Henrique Cardoso. En esa reunión secreta discutieron el futuro y fue evidente que consiguió un compromiso del jefe intelectual del Partido Socialdemócrata (PSDB): que no le pongan piedras en el camino y se mantengan en la coalición oficialista. Esta continuidad la socialdemocracia en el gobierno Temer es lo único que hoy garantiza su gobernabilidad. En ese encuentro estuvo también Tasso Jereissati, el senador que preside en forma interina al PSDB. Cardoso y el propio Tasso estaban en primer lugar en la lista de apuestas de quién iría a suceder al actual jefe del Planalto.

En su propio discurso, Temer usó una técnica imperativa. “No hay plan B para Brasil”, sostuvo. Dicho de otra manera, él es el hombre que puede garantizar a los dueños del poder económico y financiero un tránsito ordenado y ganancioso hasta las elecciones libres del próximo año. Remarcó, además, el éxito de un foro que fue organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) con las autoridades brasileñas: “Recibimos inversores de más de 40 países y de más de 20 sectores”. Aludió a las declaraciones de funcionarios de su gobierno que lo precedieron con una jactancia: “Como pueden verificar, señores y señoras, por las palabras de los oradores anteriores, la economía (de Brasil) se recupera y se moderniza”. Aprovechó para dar el mensaje de fuerza: “Ustedes encuentran un gobierno determinado a completar reformas que están transformando el país, y que abren nuevas oportunidades (de negocios) para todos”. Y agregó que llegará al final de su mandato “con la casa en orden”.

A lo largo de su extensa exposición, Temer insistió con la idea de “después de mí, el diluvio”. Así, con énfasis sostuvo: “Mis señores y mis señoras, quiero transmitir un mensaje claro: nuestro gobierno colocó a Brasil en el camino del desarrollo. Y de ese camino, no nos vamos a alejar”. Fue entonces que blandió la frase mágica: “No permitiremos que vuelvan medidas simplemente populistas. No permitiremos que vuelvan a colocar en riesgo el presidente y el futuro de los brasileños. Nuestro compromiso con el país es inquebrantable”.

Acompañando la decisión de su partido de seguir como socio de Temer en el gobierno brasileño, el canciller Aloysio Nunes Ferreira deslizó un elogio a la determinación presidencial: “Temer no hace un gobierno de transición. El realiza un gobierno corajosamente reformista, que busca actualizar el legado de sus antecesores, con el sólido y mayoritario apoyo del Congreso”. Esto es, al menos hasta ahora, bastante cierto. Si el PSDB no lo abandona, el presidente brasileño contará con una fuerza importante para lograr que se voten las leyes de reforma laboral y previsional. Es lo único que puede ofrecer a los mercados, nacional e internacional. Pero no es poco: es lo que les garantiza las rentabilidades en el largo plazo. El titular de la Cámara de Diputados Rodrigo Maia fue entusiasta en sus declaraciones a los periodistas al final de la reunión: “Brasil no precisa cambios de presidentes”.
Fuente: www.clarin.com/mundo

www.ciudadanosur.com.ar