El Bloque de Cambia Mendoza (UCR-Pro) no se presentó en el recinto y por lo tanto no se pudo elegir a las nuevas autoridades del Honorable Concejo Deliberante de San Rafael.

La Sesión estaba prevista para las 9:00 de la mañana de hoy y, a pesar de media hora de tolerancia, los ediles opositores nunca se sentaron en sus bancas.

Sin demasiado preámbulo, el titular del HCD, Ricardo Vergara, declaró caída la deliberación. A partir de allí, los concejales justicialistas se levantaron de sus asientos y salieron del recinto sin hacer declaraciones.

No era un día más en la “Casa de las Ordenanzas”, considerando que se trataba de la jornada donde se iban a elegir a las nuevas autoridades.

Con el faltazo de los radicales-pro la formalidad quedó trunca para darle paso a intensas negociaciones relacionadas con la titularidad de las comisiones. Sucede que, tal como ocurre siempre, buscan quedarse con lugares estratégicos, sobre todo aquellos relacionados con el control y la fiscalización al Ejecutivo.

La charla seguirá en las próximas horas en busca de limar asperezas. Incluso, parece que han firmado un pacto dado que ni unos ni otros quisieron hablar.

El presidente del Concejo dijo al salir del recinto que “se ha tomado la decisión de no hacer declaraciones” en evidente referencia a que cualquier palabra de más podría romper la negociación. En igual sintonía se pararon los opositores que a coro expresaron “no vamos a decir nada si los peronistas no hablan”.