Las uniformadas usan hasta el momento chalecos diseñados para hombres. El proyecto presentado por la diputada malargüina Norma Pagés ya está aprobado y cuenta con el consentimiento del Gobierno Provincial.

Históricamente, cuando el Estado de Mendoza licita la compra de chalecos antibalas para la policía provincial, compra de una medida estándar más allá del género de los uniformados. Esta situación se revertirá desde las próximas licitaciones, en que se comprarán chalecos adaptados a la anatomía femenina para facilitar una mejor cobertura y comodidad de las policías mendocinas.

La diputada Norma Pagés, autora del proyecto, expresó: “Nuestras policías tienen actualmente chalecos diseñados para hombres. Esto implica una incomodidad, menor seguridad por no quedar adheridos debidamente al cuerpo y hasta pueden provocar problemas de salud por la presión que ejercen sobre el tórax”.

“Hace algunas semanas presenté el proyecto, lo aprobó la Cámara de Diputados e inmediatamente respondió favorablemente la Gobernación. Mendoza incorporará chalecos acorde a la fisiología femenina, mejorando las condiciones de trabajo de las efectivos policiales”, indicó la legisladora malargüina.

Los chalecos tradicionales son más largos de lo que requiere una mujer y por sus características, si no quedan bien adheridos al cuerpo, pueden resultar menos eficaces ante un impacto de bala, con lo que además, suma un riesgo para la integridad física del personal policial femenino, explicaron especialistas.

El proyecto de Pagés exige incorporar este requisito en las compras venideras; según expresó la autora del proyecto, “una decisión sencilla, que tendrá consecuencias muy positivas desde la próxima licitación con mejor protección para quienes cuidan todos los días nuestra integridad”.

www.ciudadanosur.com.ar

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail