Desde hace un par de días, la Policía Rural y personal del Departamento de Veterinaria de la Municipalidad de San Rafael están controlando locales que se dedican a vender carne vacuna y chacinados.

El motivo de las inspecciones tienen que ver con carne que es de dudosa procedencia. No recorrieron mucho terreno para descubrir que hay lugares en San Rafael donde lo que se vende  tiene su origen en el delito. Vale subrayar en ese sentido que la semana pasada se decomisaron más de 100 kilos de carne en sitios donde los dueños no pudieron justificar el origen de la misma.

Aunque no se informó oficialmente los lugares exactos, desde la Rural señalaron que los controles se hicieron en locales de Las Paredes y remarcaron que en los próximos días seguirán en otros lugares del departamento.

Estos operativos son el resultado de la reunión que se hizo a principios de mes en la Cámara de Comercio, Industria y Agropecuaria de San Rafael entre productores de ganado y representantes de la Justicia y del Ministerio de Seguridad. Fue en ese encuentro donde surgió la promesa de intervenciones, dado el gran número de robo de ganado en distintos campos del Sur.

Los ganaderos sanrafaelinos se mostraron muy agradecidos con el accionar de la Policía Rural, considerando que es una preocupación mayúscula los casos de abigeato que se han registrado en los últimos meses.

El Subcomisario Mario Hassar, titular de la dependencia policial, señaló que, además de las inspecciones a lugares donde venden carne, han aumentado el patrullaje en el campo, teniendo en cuenta que, según sus palabras, están frente a bandas organizadas.

Fuente: www.diariomendozasur.com

http://dialradio.tv