Son inversiones en fondos radicados en las islas Caimán y en Bermuda.

Una nueva investigación del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) sobre paraísos fiscales, conocida como “Paradise Papers”, revelada entre otros por el diario británico The Guardian, echa luz sobre las operaciones de ricos y poderosos en los paraísos fiscales. Entre ellos se destaca la reina Isabel II de Inglaterra.

Según informó la cadena BBC, los Paradise Papers muestran que cerca 10 millones de libras esterlinas (unos 13 millones de dólares) del dinero privado de la reina fue invertido offshore.

Esa suma se depositó en fondos en las islas Caimán y en Bermuda a través del ducado de Lancaster, que provee a la reina un ingreso y maneja inversiones por sus 500 millones de libras esterlinas de su patrimonio personal.

La BBC aclaró que no hay nada ilegal en las inversiones y que nada por ahora sugiere que la reina no esté pagando los impuestos correspondientes. Pero lo cierto es que estas revelaciones plantean dudas sobre si es correcto que la reina invierta en el exterior.

Las revelaciones incomodan también a lord Ashcroft, hombre de negocios y ex dirigente del Partido Conservador británico, que al parecer ocultó una fortuna de 450 millones en cuentas offshore.

Para la nueva investigación de los Paradise Papers se analizaron durante un año unos 13,4 millones de documentos de dos empresas de servicios “offshore” de Bermudas y Singapur, en los que aparecen los nombres de más de 120 políticos, así como empresarios, deportistas o artistas de casi 50 países.

 

Fuente: www.clarin.com/mundo

www.ciudadanosur.com.ar