El Ministerio de Salud de nuestra provincia dejó establecido el marco regulatorio
para la investigación médica y científica como también para la implementación, vigilancia y control del uso de preparados cannabinoides para pacientes con epilepsia refractaria.
 
Al respecto, el subsecretario de Salud, Oscar Sagás, manifestó la importancia de contar con esta norma pensada y diseñada por especialistas destacados. “La ley provincial permite el uso de cannabis para pacientes con epilepsia refractaria, por eso era fundamental contar con una norma solida técnicamente pensada en el beneficio de los pacientes”.
 
Las autoridades informaron que solo se podrá utilizar productos importados, según establece la ley nacional con los lineamientos que establece el ANMAT. De esta forma debe quedar en claro que está prohibido el cultivo y venta de aceite de cannabis.
 
Profesionales de los hospitales Notti, Central, Schestakow, Scaravelli y de la Obra Social de Empleados Públicos serán los encargados de monitorear el uso del cannabis, como también encontrar evidencia científica en los pacientes”, afirmó Sagás.