Aunque estuvieron ocupadas todas las plazas que posee el departamento, la rentabilidad para el sector fue menor a otros años.

 Los titulares de los medios luego de  Semana Santa fue que San Rafael estuvo a pleno en materia de turismo. La mayoría tituló que el departamento había legado al 100% de capacidad hotelera, algo que es totalmente cierto, pero también es verdad que las ganancias no fueron tan abundantes. Al menos así lo reconoció el titular de la Dirección de Turismo de la comuna Javier Muñoz.

El funcionario señaló al respecto que “a pesar de que estuvo todo lleno, se ganó menos. En realidad, desde hace meses que la rentabilidad del sector es menor, si se compara con otros años”.

“Por un lado porque la gente gasta menos, y por otro porque al ser tan fuertes los aumentos en los servicios que el margen de ganancias para los prestadores es menor, ya que la gran mayoría no trasladó esos costos a los turistas”, añadió luego.

Muñoz señaló que para Semana Santa las 9.500 plazas legales de San Rafael “estuvieron ocupadas, sin embargo la gente gastó menos. Un ejemplo es que antes un turista llegaba a nuestro departamento y hacía cabalgata, rafting y catamarán. Pero hoy una o dos de esas cosas dejan de hacerlas”.