El Gobierno anunció que ya rigen las nuevas medidas de control a los locales de diversión nocturna. Esto se da en el marco de los cambios de jurisdicción respecto de los controles, teniendo en cuenta que hasta hace un par de meses las inspecciones dependían del Ministerio de Salud y ahora están bajo la órbita del Ministerio de Seguridad.

Entre las nuevas medidas que deberán cumplir los boliches es tener detector de metales, alcoholímetros y cámaras de seguridad dispuestas en distintos lugares del establecimiento.

Otro de los puntos donde los inspectores pondrán la lupa es en el agua potable, dado que deberán garantizar el suministro para todo aquel que lo solicite.

También se supervisarán los baños, de forma tal que cumplan con los condiciones de higiene y seguridad, además de que el agua corriente no sea un problema, ya que han existido muchas quejas en ese aspecto.

Respecto de los horarios, recordaron que el cierre de taquilla es a las 2:30 y la barra solamente podrá atender hasta las 4:30. En tanto que el boliche deberá cerrar sus puertas a las 6:30 como horario tope.

Desde el Gobierno aseguraron que serán inflexibles con el cumplimiento de los horarios y con el filtro a menores. Sobre el particular, ya adelantaron que serán severas las multas.

Se estudia la posibilidad de que otros organismos de fiscalización se sumen a los controles, tales como aquellos que tiene que ver con el tema impositivo. También podrían acoplarse inspectores de la Subsecretaría de Trabajo con el fin de revisar que los bolicheros tengan a su personal en blanco.

Silvio Barroso