Mauricio Macri y María Eugenia Vidal visitaron este viernes una obra en Olavarría. Durante una recorrida por la obra de repavimentación y ensanchado de la Ruta Provincial 51,Macri aseguró que «el país está en marcha». Y en el Gobierno provincial destacaron que se trataba de una «visita» y no una inauguración.

La diferencia parece mínima pero básicamente se trata de un abismo en lo que respecta al Código Electoral. Porque el presidente está en campaña hacia las PASO donde, a nivel nacional, ya rige la veda para inaugurar obras. En la Provincia esta «prohibición arrancan el sábado 27. Hasta entonces habrá más visitas o inauguraciones a rutas, uno de los pilares de la campaña de la gobernadora María Eugenia Vidal.

Según datos oficiales, desde diciembre de 2015, se mejoraron más de 5.900 kilómetros de rutas y caminos. Fueron 215 kilómetros pavimentados, más de 1.300 kilómetros repavimentados y más de 4.400 kilómetros rehabilitados. De esta manera, el Ministerio de Infraestructura bonaerense rehabilitó rutas a un promedio de 110 kilómetros por mes, unos 3,66 kms. por día, con una inversión de US$ 2.300 millones.

Por un lado se finalizaron obras que estuvieron postergadas por muchos años como el “Camino del Cereal” y por otro lado se repavimentaron rutas como la 21 en Merlo, la 50 que atraviesa los municipios de General Arenales y Leandro N. Alem. También la 191 en Arrecifes y Salto, y la ruta 88, que se extiende desde Mar del Plata hasta Necochea, a través de los partidos de General Alvarado y Lobería.

Asimismo, para que las rutas sean más seguras, fueron realizados trabajos de señalización horizontal en más de la mitad de la red vial provincial pavimentada. Y en la actualidad se está colocando iluminación led que se sumarán a los 3.450 artefactos y 123 nuevas columnas que se pusieron en Autovía 2 y la iluminación de accesos, cruces y puentes sobre las rutas 11, 63, 56 y 74.

En paralelo, se realizó la renovación de señalización en todo el Corredor del Atlántico que necesitaba una intervención integral tras más de 20 años sin ningún tipo de mantenimiento eficiente. Concretamente en la Autovía 2 se colocan 1.548 luminarias; en Ruta 11, 700, en la Ruta 63, 126 en la ruta 74 y en el tramo que une General Madariaga con Pinamar, 254. Además se llevan adelante cuatro proyectos especiales para dotar de iluminación o reforzar zonas clave como el puente sobre el Río Samborombón, el acceso a Mar del Plata, el cruce de Avenida 520 y Autovía 2 (en Abasto) y en el km. 61, a la altura de Echeverry.

Los trabajos de AUBASA sobre las rutas a la Costa también contemplan la renovación en la cartelería vial. En el último año se colocaron 900 carteles de señalización y 34.000 tachas reflectivas a lo largo de 900 kilómetros de ruta. Además se colocan 830 señales verticales, compuestas por delineadores de curva, señales de prevención de obstáculo simple y de prevención de obstáculo doble. AUBASA invirtió desde 2016 unos mil millones de pesos, y está ejecutando otros mil millones de pesos en obras en 2019.

 

Fuente: www.clarín.com