Un hogar de la provincia de Mendoza con cuatro integrantes, dos adultos y dos menores, necesitó durante el último mes 26.500 pesos para no caer en la pobreza.

Desde la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas dieron a conocer los valores de la Canasta Básica de Alimentos y de la Canasta Básica Total del mes de abril, se trata de los índices que miden la indigencia y la pobreza dentro del territorio mendocino.

En tal sentido, señalaron que el mes pasado, una familia de cuatro miembros necesitó tener ingresos por 10.100 pesos para no ser indigente, en tanto que para no ser considerados pobres hicieron falta 26.500 pesos.

Los datos no son alentadores, teniendo en cuenta que gran parte de los salarios de los trabajadores de Mendoza están por debajo de la CBT, incluso un número importante de trabajadores estatales no llegan a la cifra señalada.

Fuente: www.diariomendozasur.com

http://dialradio.tv