Una cena familiar en un restaurante de la comuna francesa de Pornic se convirtió en una pesadilla. Según informaron medios locales, el personal del lugar le sirvió por error a una nena de dos años detergente líquido en lugar de jugo. A raíz de esa equivocación, la víctima quedó internada en coma.

La insólita equivocación se produjo el 1 de agosto, en un establecimiento ubicado en el departamento de Loira Atlántico. Los padres de la chica contaron que habían ordenado un jugo para su hija, pero el mozo le trajo un vaso con detergente industrial para limpiar lavavajillas. Este líquido, a base de hidróxido de sodio, le provocó un fuerte malestar y comenzó a vomitar.

Sorprendidos por la reacción de la nena, el matrimonio probó el contenido de vaso y notaron que algo andaba mal. «Pensé que era alcohol. Me quemé mucho los labios«, relató el padre. A su vez, detalló que su hija sufrió hasta quemaduras en la piel cuando se le cayó el líquido sobre la ropa.

La policía local confirmó que toda la familia terminó internada en un hospital. La víctima, de apenas dos años, sigue en la unidad de terapia intensiva. Aunque los médicos aclararon que su vida está fuera de peligro sostuvieron que puede perder el esófago.

Mientras tanto, los investigadores reconstruyeron cómo se desencadenó el incidente. Un empleado del restaurante había vertido el producto de limpieza en un recipiente reservado para los jugos y lo dejó sobre la mesa. Más tarde, otro trabajador, que pensó que se trataba de una bebida, guardó la botella en la heladera. Finalmente, el mozo sirvió ese líquido en el vaso destinado para la víctima.

A raíz de este desafortunado episodio, desde el establecimiento le pidieron disculpas a la familia y sostuvieron que están a su disposición. Por su parte, el padre de la nea cuestionó la «grave negligencia» del personal.

 

Fuente: www.tnmundo