Se amplió el servicio de Pediatría y el servicio de Kinesioterapia más la adquisición de elementos para el mismo.

En conmemoración del 62 aniversario de la Cooperadora del Hospital Teodoro J. Schestakow se realizó un acto en donde se destacó y homenajeó el trabajo que vienen realizando a través de todos estos años para el bien de la comunidad.

Dolli de Temporín, presidente de la Cooperadora, recordó que la institución comenzó su labor hace 62 años, en donde se compró el primer pulmotor que hubo en San Rafael, en la época de la poliomielitis. “Somos un grupo de señoras que tenemos un lugar en el Hospital que nos dieron hace mucho tiempo, allá en el Hospital viejo, y tratamos de seguir con la obra que se inició en aquella época, ayudando al que se acerca a nuestra ventanilla, de acuerdo a nuestras posibilidades, y de la misma manera al Hospital. Siempre hubo una comisión que estuvo presente en todo lo que necesitó el Hospital de acuerdo a nuestras posibilidades.”

Se inauguró la ampliación del Servicio de Pediatría, en el que se ha refaccionado un espacio para psicología, psicopedagogía y endocrinología infantil; y la ampliación del Servicio de Kinesioterapia más la adquisición de elementos para el mismo.

“Por esta sala pasan alrededor de sesenta pacientes por día que tienen entre cuarenta minutos y dos horas de tratamiento, nos arreglábamos como podíamos, pero siempre seguimos trabajando. Por eso ha sido muy importante este aporte para poder brindar un mejor servicio”, dijo la Jefa del servicio de kinesiología, Viviana de la Reta.

La cooperadora siempre invita a nuevos socios para que sean partícipes de la solidaridad. La cuota bimestral tiene un costo de $ 30 y se utilizan estos fondos para la compra de nuevos equipos, refacción de servicios y atención de pacientes que necesiten ayude para la atención de su salud.

[Not a valid template]

Agustín Ojeda

www.ciudadanosur.com.ar